Cine a las Cuatro Ruedas

Malditos vecinos

Amigos y amigas, Les escribo desde la gris Barcelona. Aquí no se mueven ni las hojas de los árboles cuando sopla el viento. En cambio, me dicen que en Madrid no hay calle que no tenga vida. Algo estaremos haciendo mal aquí. O no. ¿Qué cojones sabré yo de nada? Vamos a...