Glosario | Adblue

Es el nombre comercial de un producto químico utilizado para para reducir las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) que producen los motores de ciclo Diesel. Adblue es la marca registrada del producto AUS32, una disolución de urea de alta pureza en agua desmineralizada, en un porcentaje del 32,5 %. El producto desencadena un proceso que se denomina reducción catalítica selectiva (RCA o SCR en inglés).

En los vehículos que utilizan esta tecnología, el Adblue va almacenado en un depósito independiente. El consumo de este líquido es de entre un 3 y un 5 % del consumo de combustible. Normalmente, la boca de llenado del depósito está junto a la del combustible.

En el proceso químico que tiene lugar, el calor del sistema de escape convierte la urea en amoniaco (NH3) y dióxido de carbono (CO2). El amoniaco es la sustancia activa y el principal ingrediente del proceso continuado que tiene lugar en el convertidor catalítico SCR. En el proceso químico-catalítico posterior, los óxidos de nitrógeno (NOx) se convierten en gas de nitrógeno (N2) y vapor de agua (H2O). Cualquier residuo de amoniaco se elimina en el convertidor catalítico de limpieza integrado, produciendo también N2 y agua.

El Adblue se puede adquirir en las estaciones de servicio y su demanda va en aumento por la entrada en vigor de la normativa de emisiones Euro 6. Su precio, a fecha de noviembre de 2015, se sitúa entre los 10 y los 12 euros para una garrafa de 10 litros.

Principio químico del Adblue

Comparador
Comparar